Adicción a los medicamentos

Consecuencias y causas de la adicción a los medicamentos y anfetaminas

La causa de la adicción a los medicamentos o a las anfetaminas pueden ser comunes, con orígenes similares. Sin embargo, en lo que respecta a las consecuencias, estas pueden ser de distinto tipo según sea el medicamento o la droga que haya causado la adicción.

Causas de la adicción a los medicamentos o las anfetaminas

La causa más evidente de la adicción a los medicamentos o a las anfetaminas es el deseo de experimentar en mayor grado sus efectos o beneficios, en el primer caso, y conseguir determinados estados de energía o mayor rendimiento en los segundos.

Pero, detrás de ambas adicciones hay un origen más profundo, como el de dar respuesta a una carencia o a un malestar para el que la persona adicta no ha encontrado otro modo de hacer frente más allá que con los estados o sentimientos que las sustancias le provocan, es decir, hay un problema en la gestión emocional.

Así, el Método EXII entiende la adicción como un consecuencia de un malestar anterior y no como la causa de los problemas que ahora atraviesas. Con el tratamiento, abordaremos el origen o la causa de ese malestar y le pondremos solución buscando mucho más que la simple paliación de la adicción o la reducción del consumo, el abandono total de la conducta adictiva.

Consecuencias de la adicción a los medicamentos o a las anfetaminas

El uso de medicamentos para fines distintos a los prescritos puede tener graves consecuencias, sobre todo, cuando se consumen en grandes dosis o en cantidades superiores a las recomendadas. Además de los efectos secundarios, también pueden darse casos de sobredosis muy graves en los peores casos. Así, de forma general, algunas de las consecuencias del consumo de estas sustancias pueden ser:

  • Con los medicamentos contra la ansiedad o los sedantes son habituales los problemas de memoria y de tipo respiratorios, mareos, somnolencia, confusión, problemas de movilidad o de equilibrio.
  • Con los medicamentos de tipo estimulante pueden surgir problemas de tipo cardiaco, presión arterial alta, aumento del ritmo cardíacos, convulsiones y temblores, alucinaciones y paranoias, agresividad e irritabilidad o estados de ansiedad.
  • Con los medicamentos de tipo opioide: síndrome de tolerancia, por lo que cada vez se necesitará una dosis mayor para poder aliviar el dolor, sensaciones de euforia, confusión, problemas de coordinación, frecuencias cardiacas y respiraciones peligrosamente lentas.
  • Además, son generales los cambios de humor excesivos, la agresividad o la hostilidad, o cambios en el ánimo que pueden ir desde lo inusualmente energético hasta lo inusualmente tranquilo.
  • Las visitas constantes al médico o la farmacia para intentar conseguir más medicamentos o recetas. Es habitual también que soliciten más medicamentos antes de la fecha esperada o mentir diciendo que han perdido la receta o el medicamento.
  • Los robos de medicamentos, la falsificación o la venta de recetas. 
  • En el peor de los casos y en los más graves, las sobredosis pueden tener consecuencias fatales como la muerte o los comas.

EL TRATAMIENTO: el método exii

AFRONTA LA ADICCIÓN

En EXII consideramos que la adicción es consecuencia de un malestar anterior que la ha generado, no es, por tanto, la causa de la situación que ahora estás atravesando. Por ello, nuestro tratamiento va dirigido a resolver el problema original que provoca la adicción. Ayudamos a que el paciente se conozca a sí mismo para resolver la situación que le ha llevado a la conducta adictiva, ayudamos a que descubra la función de esa adicción y la carencia que suple. De este modo, no paliamos el problema, buscamos su abandono definitivo. Nuestro tratamiento es una metodología desarrollada a partir de nuestra larga experiencia, con alta tasa de recuperación y avalado científicamente.

Juntos vamos a conseguirlo

Juntos vamos a conseguirlo